Ejes temáticos Ela VI

CALIDAD ACADÉMICA DESDE LA MIRADA DE LOS MODELOS Y PROCESOS DE ACREDITACIÓN

Los procesos de acreditación y evaluación de programas académicos, formulan como propósito fundamenta el mejoramiento de la calidad de sistemas educativos, instituciones y programas académicos, de tal forma, que respondan a las demandas y necesidades sociales. Es así, que en aras del aseguramiento de esta calidad, en Latinoamérica, existen organismos evaluadores especializados en las diversas disciplinas, que realizan esta tarea, normalmente reglamentada desde instancias gubernamentales y en algunas ocasiones por entes de carácter privado o mixto.

 

Las políticas de acreditación, han sido formalmente aceptadas por las instituciones de educación superior, lo cual se evidencia en el hecho de que en los últimos años se han acreditado o se encuentran en vías de acreditación, un número cada vez más creciente de programas de Fisioterapia/Kinesiología. No significa esto, que el ejercicio realizado alrededor de los procesos de acreditación carezca de críticas, sólo que instituciones y programas nos hemos adecuado a una exigencia que normalmente es más de carácter administrativo y gubernamental.

 

Sin embargo, hasta el momento no se encuentra un análisis sistemático que permita identificar el cómo estos procesos de autoevaluación, evaluación por pares externos y acreditación han incidido sobre la calidad académica de los mismos. Preguntarse sobre cuáles son los modelos subyacentes a los procesos de acreditación en cada uno de nuestros países, a qué tipo de hegemonías responden y cómo han afectado realmente la calidad académica, es la inquietud de este eje, tal que, nos permita caracterizar nuestras realidades, encuentros y desencuentros, así como, revisar los discursos subyacentes y explícitos y valorar los efectos de estos procesos en la Educación Superior y en especial en los procesos de formación en fisioterapia/Kinesiología en Latinoamérica.

 

Objetivo: Analizar los modelos y hegemonías subyacentes a los procesos de Acreditación de los Programas de Fisioterapia /Kinesiología en la región, con el fin de acordar apuestas comunes respecto a aseguramiento de la calidad y acreditación de programas.

MODELOS DE FORMACIÓN EN FISIOTERAPIA, Y SU IMPACTO SOBRE LOS PROYECTOS EDUCATIVOS DE NACIÓN

El sistema educativo, las políticas educativas o cualquier iniciativa o acción educativa suelen tener como orientación, una filosofía que las respalda y modelo que las concreta.La definición del modelo educativo, a su vez, está en relación al tipo de sociedad a que se aspira. La pregunta “educación, ¿para qué?”, precisamente en un mundo globalizado, dominado por un “pensamiento único” que, en el campo educativo, se expresa hoy en la retórica del capital humano[1], no sólo no ha perdido relevancia sino que es un terreno a debatir y disputar, tanto desde la política y la economía como desde la educación y la cultura. (Torres, 1999). Así, si bien un modelo incorpora una dinámica, modo y tiempo de acercamiento e inmersión en el objeto de estudio, por parte del sujeto cognoscente, también implica una apuesta epistemológica concreta en los contextos particulares en que se dinamizan estos.

En este marco, los cambios, modificaciones, adecuaciones, ajustes, en el modelo de formación propuesto por un programa, concretados en una hoja de ruta (currículo), pueden ser generados, detonados, propiciados por agentes, disposiciones, normativas e incluso intencionalidades institucionales que no siempre son claras, evidentes o explicitas para todos los que participamos de estos contratos pedagógicos. En consecuencia, se hace necesario identificar, reflexionar, debatir y actuar en consideración a estos análisis y en una lógica más centrada en los intereses de los colectivos, particularmente de aquellos que reclaman condiciones de igualdad y justicia y oportunidades para la realización de sus proyectos vitales.

Objetivo

Develar las tendencias y divergencias de los modelos educativos de la Fisioterapia / Kinesiología  en la región,  para lograr un documento de reflexión de los países participantes con miras a ser presentado en el congreso mundial del2017 son los objetivos de este eje temático.

 

[1]Torres (1999) citando a Ratinoff, reconoce la existencia de macrovisiones de la educación con las que “cada época ha justificado la necesidad de destinar tiempo y recursos a la educación, desde perspectivasque reflejan las preocupaciones y propósitos centrales del momento” (Ratinoff, 1994). Las retóricas tendrían tres funciones principales: coordinar, contribuyendo a unir intereses diversos a través de valores y propósitos compartidos; movilizar, facilitando la incorporación de nuevos grupos a través de fines y justificaciones especiales; y legitimar, proveyendo una imagen de criterios de corrección aceptable para el resto de la comunidad. El autor distingue, durante el sigloXX, cuatro retóricas educativas: la retórica del nacionalismo educativo, la retórica pluralista, la retórica dela meritocracia y la retórica del capital humano, en un recorrido que expresaría, por un lado, el gradual desplazamiento de los proyectos políticos desde las izquierdas hacia las derechas, y por otro, una progresiva internacionalización de las ideas y de los intereses.